Pan de gamba Carrefour, receta Vietnamita




    Cuando nos referimos al pan de gamba, lo primero que se nos viene a la cabeza es el típico cestillo de mimbre (en la mayoría de las ocasiones) típico de los restaurantes chinos, sobre todo, en el que se nos sirve una especie de comestible crujiente con cierto sabor a frutos del mar.

Originariamente el pan de gamba se denomina Keropok, para hacer mención a un plato de origen indonés o malayo elaborado con una masa compacta de patatas a la cual se le añade esas esencias de gambas o camarones e incluso determinadas verduras. Pero aún así, y por lo tanto, no se le puede considerar como plato de entrantes en un restaurante chino, sino que nos lo podemos encontrar en otros tantos como en un vietnamita o restaurante asiático.

En concreto vamos a hablar del pan de gamba, o hablando con propiedad, Keropok de la marca Carrefour, por lo tanto es evidente dónde podremos encontrar este suculento plato que vamos a describir a continuación. Hace mucho tiempo me aventuré a comprar un paquete de un producto similar a este, llevándome gran asombro y repugnancia tras probarlo.

Lo primero, hablar un poco sobre el aspecto de estas "patatas", y es que con toda claridad, su aspecto se asemeja bastante al que encontramos en un restaurante. Su tacto sí es algo diferente, pues tiene una pequeña capa rasposa que se desprende al rozarlas con nuestros dedos, son algo aceitosas y un poco duras. Aunque bajo la superficie rasposa que se desprende, podremos apreciar una superficie lisa y resbaladiza.

Lo que noté cuando la mordí también me soprendió gratamente. Aquí dejo otra diferencia bastante importante con respecto al Keropok que podemos encontrar en un restaurante chino, al menos... y es que su sabor al principio es salado, al poco tiempo... cuando se funde la masa de patatas en nuestra boca, se desprende cierto dulzor, muy intenso, que embriaga en cuanto a su sabor. Para nada se trata de una masa espesa ni insípida, sino todo lo contrario, un sabor bastante intenso nunca antes comparado en ningún restaurante chino, aunque muy similar, sin llegar a superarlo, en un restaurante Vietnamita que frecuento determinados fines de semana.



Es cierto que cuando ya hemos tragado la "patata", cuando aún sentimos el regusto dulzón, nos viene el sabor (muy leve) de ciertos componentes de marisco (similar a la gamba). No es un producto que por llamarse pan de gamba sepa íntegramente a marisco; es una masa que, como su historia indica, lleva ciertos componentes de frutos del mar... pero es un sabor que no cansa, ni mucho menos pueda llegar a disgustar en cuanto al sabor fuerte de la gamba.

En cuanto a sus componentes energéticos, Pan de Gamba de Carrefour contiene 527 kcal por cada 100 gramos de producto. Sí es cierto que entre sus valores nutricionales, contiene muchas grasas de las cuales 69,4 gramos se presentan en forma de hidratos de carbono (60 gramos en glícidos y 6,4 en azúcares) y 34,5 gramos en grasas. Por lo tanto, un producto que aunque es perfecto como entrantes para sorprendernos en nuestra mesa, también aporta un factor negativo.

Lo mejor: Su sabor logrado respecto a otros tipos de pan de gamba, su bajo coste.

Lo peor: Las grasas y azúcares que acompañan al producto.
Comparte en Google Plus
Instagram

Sobre Álvaro Torrejón Puente

Lo mejor de comer es probar cosas nuevas... y ¡que te gusten!
    Comentarios en Blogger
    Comentarios en Facebook

5 comentarios:

  1. Las probe hace un par de semanas por primera vez y la verdas es que me encantaron. Estan muy ricas.

    ResponderEliminar
  2. Anónimo18/6/12 9:40

    Cuanto cuesta la bolsa
    Porque están buenísimos

    ResponderEliminar
  3. Anónimo18/6/12 9:41

    Por favor que alguien me conteste

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues menos de 2€ seguramente (la memoria no llega a tanto). Un saludo.

      Eliminar
  4. Probad los de alcampo que en mi opinión están más ricos. Saludos

    http://islanesia.com/pan-de-gambas/

    ResponderEliminar